La bebida conocida en las calles como “Lean” o “Purple Drank” (también “Sizzurp”, “Tsikuni”, aunque estos no son tan habituales) consiste en la mezcla de un jarabe para la tos que contenga codeína con un refresco (no queremos dar marcas) y, ocasionalmente, con caramelos y/o gominolas para hacerlo aún más dulce y llamativo por su color.1

Hemos querido elaborar un breve escrito sobre el tema, dadas algunas publicaciones recientes, en concreto esta que podéis ver aquí. Desgranaremos algunos de sus contenidos para hacer algunas precisiones, porque, de nuevo, estamos ante un artículo flojo, aunque en esta ocasión no tanto por la acción periodística, sino porque las opiniones de l@s expert@s consultad@s dejan mucho que desear. En los casos no resultan extrañas sus apreciaciones. Veamos por qué:

“La bebida ‘purple drank’ o ‘lean’, «es algo que está ligado a subculturas del rap, como el trap», según cuenta Núria Calzada, coordinadora de Energy Control” (…) “Aun así, Calzada señala que la práctica de consumir mezclas como el ‘lean’ está «poco extendida» en España. Su uso se da principalmente en EEUU. «A Energy Control ha llegado alguna consulta puntual y se habla en algunos ámbitos muy concretos de forma ocasional” (…) «Parece que ahora algunas farmacias se lo piensan más a la hora de vender un jarabe con codeína, pero seguramente es más atribuible al ligero sensacionalismo mediático que envuelve el fenómeno que a un incremento de su consumo recreativo», opina.”

Yerra en este caso la coordinadora de Energy Control, seguramente por la falta de contacto con el ámbito educativo. Quienes hacemos numerosos talleres con el alumnado de los institutos podemos constatar que sus apreciaciones están muy desencaminadas….

Sigue leyendo aquí: Acerca del llamado «Lean»

1 El jarabe utilizado en origen contenía una mezcla de codeína y prometazina. Como nos aclara Eduardo Hidalgo en este artículo (https://canamo.net/otras-drogas/la-tercera-fase/tsikuni): “La prometazina es un antihistamínico que, de una parte, elimina los picores asociados al consumo de altas dosis del opiáceo, de otra parte favorece y acelera su asimilación y, por último, provoca somnolencia.” Hoy, ante la dificultad de conseguir jarabes con los dos principios activos, hay quienes mezclan jarabes que contienen por separado ambas sustancias y quienes lo hacen sólo con los que contienen codeína.

CC BY 4.0 Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Call Now Button